Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted by on 27 dic, 2011 | 8 comments

Los trastornos de la personalidad empresarial

Los trastornos de la personalidad empresarial

De mi etapa de estudiante de Psicología, una de las cosas que más me llamaron la atención fue la gran cantidad de trastornos psicológicos que existen y, en consecuencia, que la normalidad psicológica viene definida por ausencia de anormalidades significativas.

No sé si le has echado alguna vez un vistazo al DSM-IV o a la clasificación de trastornos mentales del CIE-10. Cuando lees los elementos por los que cabe diagnosticar estas anomalías y, a continuación, se reflexiona sobre uno mismo, llegas a la conclusión que sí, vale, que no estás majara del todo… pero la tendencia de nuestra forma de ser se alinea con algún desorden mental tipificado por los expertos en esto.

¿Qué pasa con las empresas? La personalidad de las empresas sólo se contempla desde el punto de vista jurídico. Ya sé que las empresas no piensan, ni tampoco tienen emociones que podamos describir con nitidez, pero sí que actúan: lo hacen a través de modos de organizarse, de posicionarse o de relacionarse con su entorno.

Lo podemos decir de un modo u otro, pero cada empresa tiene su propia personalidad, sus propios rasgos identificativos. Esta forma-de-ser-empresa pueden reconocerse desde fuera pero, en la mayoría de las ocasiones, son los modos de organización interna los que los hace valedores de un carácter u otro, de una personalidad u otra.

En estos días navideños voy a repasar algunos trastornos de la personalidad y vamos a ver si cabe reconocer alguna conducta sospechosa y anormal en las empresas. Me temo que sí… He repasado los trastornos de personalidad siguientes: el narcisista, el paranoide, el esquizoide y el obsesivo-compulsivo. No descarto que pueda incluir algún que otro más en el último momento, pero estos cuatro ya son bastante representativos.

No pretendo con esto ser purista, pero sí hacer una aproximación que pueda inspirarnos para comprender mejor por qué el management tradicional no tiene sentido en la lógica actual, en las tendencias emergentes de gestión de las empresas. Las empresas han de humanizarse, ¿no?, pues veamos si nuestras organizaciones pueden haber adquirido alguna patología debido a la forma de hacer las cosas de toda la vida.

Mañana saco el primero ;-)

_______

ACTUALIZACIÓN, artículos ya publicados:

8 Comments

  1. Hola Nacho.
    Me has transportado a mi época de estudiante de Psicología. Aún conservo mi DSM-IV en formato breviario. 
    Estoy de acuerdo contigo en que la “normalidad” se define por la falta de “anormalidades”, y cuando leías los cuadros patológicos empezabas a pensar que ni uno mismo, ni nadie se salvaba de estar incluido en alguno de ellos. ;)

    Seguiré pendiente a tus posts sobre “patologías” empresariales. Tengo curiosidad en cómo los vas a enfocar.
    Un saludo,
    Xavi 

    • Nadie se salva, Xavi, de alguna anormalidad. Las tapamos adecuadamente y tiramos pa´lante.
      Aunque, digo yo que estar justo en el centro de la normalidad psicológica, ¿no sería una anormalidad también?
      Bueno, veremos si las empresas tampoco se salvan…
      Gracias por participar :-) 

  2. Nacho, me parece muy interesante que compartas este ejercicio ya que me trae a la memoria aquel libro de Manfred F.R. Kets de Vries y de Danny Miller: “La Organización Neuròtica”. Alli, los autores distinguen 5 patologias de organización vinculadas a los estilos directivos: Paranoide, Compulsivo, Dramático, Depresivo [este muy interesante…] y Esquizoide. 
     

    • Tomo nota, Manel, para cuando me acerque por la librería. Gracias por la anotación. Sin duda, el título y lo que mencionas promete bastante.
      Yo no quiero emular a nadie ni sentar cátedra con esto de los trastornos de personalidad empresarial. Seguramente esos autores desarrollen muchísimo mejor el tema que este humilde bloguero, pero me he divertido rebuscando en el DSM-IV y relacionando tips personales con actuaciones empresariales.
      Abrazo! 

  3. Nacho:
    Me lo habías contado, así que ya tenía ganas de leer este seriado que pinta muy interesante. Encontré tiempo, así que empiezo por éste. Lo de que “cada empresa tiene su propia personalidad” es una gran verdad, o al menos, hay una que predomina sobre las otras, que la identifica. Pues nada, me pongo con tu mosaico, pieza por pieza, a ver qué tal. Buena idea :-)

    • Ya ves, la personalidad es lo que nos define. Y las empresas no se escapan: todos nos manifestamos y, por lo tanto, todos son (somos) susceptibles de tipificación ;-)

Trackbacks/Pingbacks

  1. Learn & Show Tweets - Los trastornos de la personalidad empresarial http://t.co/zrRT3En3 vía @ignacionacho
  2. Talæntia - Los trastornos de la personalidad empresarial http://t.co/7yARv0nV #Psicología #Coaching
  3. INFOEMPRENDE - Los trastornos de la personalidad empresarial http://t.co/7yARv0nV #Psicología #Coaching
  4. Alejandro - Con ganas de leer los siguientes capítulos - Los trastornos de la personalidad empresarial |@ignacionacho http://t.co/v6F3MGLQ
  5. Bitacoras.com - Información Bitacoras.com... Valora en Bitacoras.com: De mi etapa de estudiante de Psicología, una de las cosas que más me llamaron la …
  6. Ana García - RT @TopsyRT: Los trastornos de la personalidad empresarial http://t.co/Y4xvU0cV
  7. Juanjo Valderrama - Muy buena pinta! RT @Blocdeesbozos Los trastornos de la personalidad empresarial @ignacionacho http://t.co/BBhp0tFI
  8. Marta Colomina - "Los trastornos de la personalidad empresarial" http://t.co/5dvb3Thb (vía @ignacionacho)
  9. BocaosBurgos - Los trastornos de la personalidad empresarial. http://t.co/GHpgcpgO
  10. Un hospital de empresas « vorpalina y yo - [...] Para una mejor información sobre las enfermedades de las organizaciones actuales recomiendo leer Los trastornos de la personalidad empresarial …

Deja un comentario