Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted by on 30 mar, 2010 | 8 comments

Conciliación de penitencias personales y profesionales

Conciliación de penitencias personales y profesionales

El sonido de trompetas, tambores y otras exaltaciones religiosas se funde con el murmullo de la gente en los bares. El incienso rivaliza con el olor a mar que desprende el paseo y sus chiringuitos, en una semana santa y paradójica en la que la realidad la asume cada uno a su manera. Son siete días de mezclas en la que se decide vivir de distintas formas, experimentando el asueto desde la indiferencia más absoluta hasta el fervor más esquizofrénico. En los puntos intermedios se encuentra la mayoría, eso sí. Una semana que ayuda, y mucho, a consolidar la idea de la existencia de dos tipos de vida.

Por un lado está la vida personal, que cada uno asume a su manera. Semana Santa es un buen momento para decidir hacer cosas que {creemos que} nos pertenecen, es una excusa social para  actuar como personas de un modo profesional y tomar decisiones sobre qué hacemos y dejamos de hacer: ir a Francia a esquiar, al centro de la ciudad a ver nazarenos y esculturas entronizadas, a la orilla del mar con amigos y bocadillos o a pedalear por el campo. Qué más da. Es la vida personal, y ahí tenemos {la creencia de poder disponer de} libertad para actuar.

Y luego está la vida laboral, a la que todos estamos sometidos, que supone la penitencia que debemos asumir para poder disfrutar de la vida personal con más o mejores libertades. Allí, en esa vida, no tenemos la misma propiedad sobre nuestra libertad para actuar: los representantes humanos de las marcas corporativas que se estampan en las nóminas (entre otros documentos), normalmente encarnados en los jefes de cada uno, dicen qué tenemos que hacer. Hay margen para actuar, sí, pero numerosas obligaciones que acatar. Si no se cumplen, a la calle, y a ver cómo te montas la vida personal sin las oportunidades  que te ofrece esta vida profesional.

Conciliar vidas, ese es el objetivo. Equilibrarlas, diría yo. Algunos altos representantes de las marcas corporativas, en su amable intento de humanizar la vida profesional y hacerla cada vez más personal, se afanan por ofreces estructuras organizativas que permitan experimentar la profesión de la forma más personal posible, de manera que no haya tantas distancias entre la sensación de libertad de ambas vidas. Gracias.

Qué bonito utópico y disparatado es pensar en la posibilidad de trabajar sólo en aquello que nos guste, aquello que nos conmueva y que esté alineado con nuestra voluntad. La realidad, que suele estar en twitter, siempre te responde con todo su esplendor:

La respuesta, en martes santo, demoledora:

La imagen, de Agustín Israel.
votar en bitácoras

8 Comments

  1. Una mirada distinta, muy bienvenida, a pesar de su punto de desesperanza ;-) Y ahora voy a trabajar en cosas de conciliación para empresas…

  2. Un dicho japonés reza: ‘No trabajes ni un sólo minuto’ Bonito, eh? Eso sí, al final de mes, la hipoteca… o no

  3. Te veo conciliando, eh Nacho? conciliar significa buscar un equilibrio, y el ser humano, por naturaleza, tiende a buscar los extremos. Yo sigo en esa búsqueda… un abrazo.

  4. … Y fíjate que realmente, Laura, yo no creo en esas diferencias personales y profesionales, puesto que intento trabajar impregnando todo el sentido personal que puedo y, así, vivir y experimentar el trabajo como cualquier otra faceta más de mi vida.

    .-= Lo último de Nacho Muñoz en su blog… Imagina una empresa de consultores en la que… =-.

  5. te comprendo nacho y tampoco creo en esas diferencias personales y profesionales lo ay q intenar

  6. De conciliación…. un buen libro que trata la cuestión: Madres y malabaristas, de Nora Rdríguez. Materliderazgo, vida laboral despúes del parto, ideas y soluciones prácticas… me gusto, a ver si a vosotros tmbién.

Trackbacks/Pingbacks

  1. Nacho Muñoz - Nueva entrada en el blog: Conciliación de penitencias personales y profesionales http://bit.ly/9oCLUa {conGestión de Personas}
  2. gamonalb - Si yo fuera rica...no haría falta conciliar penitencias.RT @ignacionacho http://bit.ly/9oCLUa
  3. Nacho Muñoz - Yo creo que en realidad todos somos penitentes RT @gamonalb: Si yo fuera rica...no haría falta conciliar penitencias http://bit.ly/9oCLUa
  4. Bitacoras.com - Información Bitacoras.com... Valora en Bitacoras.com: El sonido de trompetas, tambores y otras exaltaciones religiosas se funde con el murmullo de la …
  5. Vicent González - Comentando en casa de @ignacionacho http://congestiondepersonas.com/2010/03/conciliacion-de-penitencias-personales-y-profesionales/
  6. Nacho Muñoz - @jescoin @eitbcomnoticias y @jaimecuesta la conversación d esta mañana mereció un apartado en el post de hoy en el blog …
  7. José Miguel Bolívar - Conciliación de penitencias personales y profesionales http://bit.ly/dfLHbT /de @ignacionacho
  8. falcaide - RT @jmbolivar: Conciliación de penitencias personales y profesionales http://bit.ly/dfLHbT /de @ignacionacho

Deja un comentario